De la TV clásica al streaming actual… ¡Feliz Día Mundial de la Televisión!

Con motivo del Día Mundial de la Televisión celebrado el día 21 de noviembre, os hablamos de cómo han cambiado las formas de consumir televisión.

¡Y es que la manera en que entendemos este medio de comunicación ha evolucionado, y mucho!

Durante muchos años la diversión audiovisual era exclusividad de la televisión. Películas, series, programas informativos… Todos tenían su espacio en la pequeña pantalla y esta tenía el principal protagonismo. Pero, poco a poco, Internet y las nuevas tecnologías están desbancando a la televisión tradicional para adueñarse del tiempo libre de los ciudadanos. Así, podemos afirmar que la forma de ver televisión está cambiando en gran medida.

Llegó Internet y, con él, las nuevas formas de TV

Las nuevas formas de consumir televisión centran sus servicios en el vídeo streaming: una tecnología que nos permite ver un archivo de audio o vídeo directamente desde Internet sin necesidad de descargarlo. ¿Quién no ha utilizado, a día de hoy, esta oportunidad? Ver una peli que no pudiste mientras la echaban en tal canal, o directamente, entrar en la web de contenidos de cierta cadena de televisión y consumir los contenidos a tu gusto. Por no hablar de las nuevas plataformas de contenidos audiovisuales.

Además, en estas plataformas se pueden ver una gran cantidad de series, vídeos, películas, documentales, etc., de forma totalmente legal y con una cuota mensual muy asequible. Algunas de estas plataformas, conocidas por todos, son Netflix, HBO, Amazon Prime Video, Movistar +, Sky y Wuaki.tv.

¿Qué pasa con la TV tradicional?

Debido a este cambio en la forma de consumir televisión, muchos de los directivos de las cadenas tradicionales están buscando urgentemente un nuevo modelo de negocio para impedir que las audiencias más jóvenes se pasen al bando de las plataformas digitales. Lo cierto es que estas se adaptan más a sus estilos de vida, ya que en ellas pueden ver lo que quieran, cuando quieran, como quieran y desde donde quieran, debido a la posibilidad de consumir el contenido desde cualquier pantalla.

Las empresas, por su parte, también pueden sacarle provecho al streaming. Existen muchos eventos y contenidos que pueden ser emitidos y que permite a las empresas llegar a su público de una forma más dinámica, cercana e interactiva. Lo importante es tener creatividad y que los temas sean de interés para los ciudadanos a los que se dirigen.

La importancia del vídeo en la actualidad

Según el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), el 90% de los consumidores online confirma que los vídeos les ayudan en la decisión de compra, y el 85% está dispuesto a consumir en webs donde hay vídeos, ya que el contenido audiovisual hace más atractivo el producto.

Los vídeos pueden incrementar las ventas pero para ello hay que saber utilizar bien las redes sociales, que nos permiten compartirlos para que así puedan llegar al mayor número de gente posible. Si quieres saber cuáles son las claves para comunicar en redes sociales, ¡no te pierdas nuestra anterior entrada del blog!

Y si quieres informarte acerca de los vídeos corporativos, institucionales o de producto que creamos en Quotas para que todo tipo de empresas lleguen de manera más dinámica y cercana a sus públicos, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. ¡Aprovechemos las nuevas tecnologías para ofrecer al consumidor lo que está demandando!